Estado cuantitativo de las masas de agua subterránea

Home / Estado cuantitativo de las masas de agua subterránea

Claves

  • 9 de las 16 masas de agua presentes en Ibiza se encuentran con un mal estado cuantitativo.
  • La única masa de agua subterránea de Formentera se encuentra con un mal estado cuantitativo y se ha agravado su estado desde 2012.
DefiniciónEstado cuantitativo de las aguas subterráneas
MetodologíaEl estado cuantitativo de las aguas subterráneas se ha elaborado a partir de la información del Plan Hidrológico que emplea las series piezométricas; además de la información del balance de masas de las aguas subterráneas (entradas y salidas). La instrucción de planificación hidrológica de las Islas Baleares (IPHIB) establece que el mal estado cuantitativo se definirá a partir del 80% de explotación respecto del recurso disponible, así como la tendencia al descenso en los niveles piezométricos.
UnidadesHm3 (hectómetros cúbicos) equivalente a 1.000.000.000 l.
TemporalidadCuatrienal
Escala geográficaInsular (Pitiusas)
Fuentes de informaciónGovern de les Illes Balears: Direcció General de Recursos Hídrics. Plan Hidrológico 2018 (Revisión).
ObservacionesLa cantidad de cloruros en un acuífero con conexión con el mar nos indica el estado de explotación de un acuífero, ya que se relaciona con la entrada de agua marina en la masa subterránea.

Resultados

Analizando los datos acerca del estado de las masas de agua subterráneas de Ibiza se observa que se encuentran en un estado generalizado de agotamiento y sobreexplotación. Es decir, 9 de las 16 masas de agua presentes en las Pitiusas están con un mal estado cuantitativo (

Tabla 1).

La mayoría de las masas de agua con mal estado cuantitativo en Ibiza sufren una presión alta (5 masas de agua localizadas principalmente en el municipio de Sant Josep), o presión media (3 masas de agua) y únicamente una masa de agua subterránea mal estado cuantitativo de Ibiza sufre una presión baja y por tanto tiene capacidad de recuperarse.

En Formentera la única masa de agua subterránea está sobreexplotada y sufre una presión alta de captación debido a las demandas de consumo humano en viviendas en suelo rústico no conectadas a la red de suministro de agua desalada. Esta masa de agua ha sufrido un empeoramiento desde el año 2012 ya que anteriormente tenía un estado “bueno” (Figura 25).

 Tabla 1. Estado de las masas de agua subterráneas de las Pitiusas (2015). Elaboración propia (Fuente: Govern de les Illes Balears).

Tabla 1. Estado de las masas de agua subterráneas de las Pitiusas (2015). Elaboración propia (Fuente: Govern de les Illes Balears).

 Figura 25. Estados de las masas de agua subterránea en las Pitiusas (2012 y 2015). Elaboración propia (Fuente: Govern de les Illes Balears).

Figura 25. Estados de las masas de agua subterránea en las Pitiusas (2012 y 2015). Elaboración propia (Fuente: Govern de les Illes Balears).